Tel: 671 85 12 17 -

Diferencias entre la lejía y el amoniaco

Diferencias entre la lejía y el amoniaco

Como especialista en limpiezas de fin de obra y oficinas, a nuestra empresa de limpieza en El Prat de Llobregat nos parece muy útil hablarte de las diferencias existentes entre la lejía y el amoniaco cuando hablamos de limpiar. A simple vista, puede parecer que estos dos productos sean prácticamente parecidos y con usos similares, sin embargo, es necesario conocer la correcta utilización, ya que ambos son limpiadores muy potentes que hay que utilizar de manera correcta.

Desde nuestra dilatada y amplia experiencia en la limpieza de edificios públicos, como empresa de limpieza en El Prat de Llobregat, vamos a aclararte qué son realmente estos dos productos, su eficacia y las diferentes funciones que tiene cada uno de ellos. No solo nos referimos a la desinfección, sino que, para conseguir los mejores resultados posibles en las labores de higienización de cualquier superficie debemos usarlos con acierto.

Si hablamos de su uso, debemos resaltar que el amoniaco es ideal para la limpieza de cocinas y baños, ya que su poder antigrasa es muy efectivo. Es de sobra conocido también su uso apropiado para cristales y espejos por el acabado brillante característico de este limpiador. La lejía, en cambio, es más apropiada para la desinfección de superficies. Debido a su poder blanqueante, va muy bien para limpiar el interior de inodoros o superficies con manchas oscuras que estén incrustadas.

En cuanto a tejidos y su uso en lavadores, el amoniaco se aconseja para lavar manchas que sean consecuencia de la grasa. Mientras que la lejía blanquea tejidos y junto al detergente habitual, mejora la ropa blanca a la vez que potencia la blancura.

Desde Limpiezas Agua Azul somos conscientes de que para obtener los mejores resultados hay que saber utilizar bien los productos de limpieza. Esperamos que esta información te haya parecido interesante.

haz clic para copiar mailmail copiado